Noticias

La ordenanza para anfitriones sociales entra en vigor el 6 de junio de 2017

June 6, 2017

El 6 de junio entrará en vigor en El Paso una Ordenanza para Anfitriones Sociales, la cual permitirá fincar responsabilidades a quienes hagan reuniones en donde los menores de edad tomen bebidas alcohólicas. Derivada de una iniciativa a nivel local encabezada por la red denominada Alcohol Impact Network, para reducir los problemas relacionados con el alcohol en El Paso, la ordenanza es la primera de su tipo en Texas en utilizar métodos de “mejores prácticas” para disuadir a los anfitriones de eventos sociales de servir bebidas alcohólicas a los menores de edad. La nueva ordenanza permite a las autoridades policiacas imponer al momento sanciones civiles –como si fuera una multa de tránsito– cuando se les llama para deshacer una fiesta donde haya menores tomando. Se han estudiado ordenanzas similares en California y se ha observado que ayudan a reducir la probabilidad de que los jóvenes menores de edad tomen en las fiestas que se hacen en casas particulares. También se ha visto que estas ordenanzas hacen que se reduzca el número de llamadas a la policía para reportar disturbios, con lo cual mejoran las relaciones entre vecinos.

El alcohol es la droga que más consumen los jóvenes de El Paso, de acuerdo con un nuevo informe de Paso del Norte Health Foundation. Según el informe, titulado Consumo de alcohol entre los menores de edad: Informe de situación (Underage Drinking in El Paso: A Status Report), el 56% de los estudiantes de 12º grado y el 30% de los estudiantes de 9º grado de El Paso mencionan que “en la mayoría o en todas las fiestas a las que asisten se sirve alcohol”.

Los adolescentes y los adultos jóvenes son particularmente vulnerables a las consecuencias relacionadas con el consumo de alcohol, como las agresiones sexuales, la actividad sexual no planificada, las enfermedades de transmisión sexual, las lesiones no intencionales y los problemas escolares y legales. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) calculan que el costo del consumo de alcohol entre los menores de edad en Texas asciende a $1,800 millones de dólares al año. Si tomamos en cuenta el tamaño de la población local, este monto equivale a una carga económica de $48 millones de dólares al año para El Paso, considerando los gastos por concepto de atención médica, pérdida de productividad, consecuencias penales y accidentes de tránsito.

A través de la iniciativa Shift + (Cambio Positivo) de Paso del Norte Health Foundation, la red de colaboración Alcohol Impact Network está trabajando con otras agencias y organizaciones comunitarias para dar a conocer la ordenanza a la ciudadanía en general y reducir en la región el consumo de alcohol entre los menores de edad y el consumo excesivo de alcohol en general.

House and solo cup

Back to News